Torah para Vivir

Torah para Vivir

28 may. 2011

Torah en Español: Libro Bamidvar




Libro de Bamidvar - Parashá Nasó (cuenta)
25 Iiar – 2 Siván 5771 / Mayo 29 – Junio 4, 2011

21 El Eterno habló a Moshé (Moisés), diciendo: 22 «Toma también un censo de los hijos de Gershon, según sus casas paternas, de acuerdo con sus familias, 23 a partir de treinta años de edad en adelante, hasta cincuenta años de edad los contarás, todos los que vengan a la legión a realizar trabajos en la Tienda de la Reunión. 24 Ésta es la labor de las familias gershonitas: trabajar y transportar. 25 Transportarán las Cortinas del Tabernáculo y la Tienda de la Reunión, su cubierta y la cubierta de tajash que está encima, desde arriba. Y la Pantalla de la entrada de la Tienda de la Reunión, 26 las Cortinas del Patio y la Pantalla de la entrada de la puerta del Patio que había alrededor del Tabernáculo y el Altar, sus sogas y todos los utensilios de su servicio, y todo lo que está hecho con ellos, así oficiarán. 27 De acuerdo con la palabra de Aarón y sus hijos será toda la obra de los hijos de los gershonitas, toda su carga y toda su labor; designarás toda la carga a su cargo. 28 Ésta es la labor de los hijos de los gershonitas en la Tienda de la Reunión; y su custodia estará bajo la autoridad de Itamar, hijo de Aarón el Sacerdote. 29 Los hijos de Merari, según sus familias, de acuerdo con sus casas paternas, los contarás. 30 A partir de treinta años de edad en adelante, hasta cincuenta años de edad, los contarás, todos los que vienen a la legión para realizar el trabajo de la Tienda de la Reunión. 31 Ésta es la custodia a su cargo en la Tienda de la Reunión: los tablones del Tabernáculo, sus listones, sus columnas, y sus zócalos; 32 las columnas del Patio en todo su contorno y sus zócalos, sus clavijas y sus sogas para todos sus utensilios y para todas sus labores. Designarás por sus nombres a todos los utensilios que deberán transportar bajo su custodia. 33 Ésta es la labor de los hijos de Merari según todo su trabajo en la Tienda de la Reunión, bajo la autoridad de Itamar, hijo de Aarón el Sacerdote». 34 Moshé (Moisés) y Aarón y los líderes de la asamblea contaron a los hijos de los kehatitas, según sus familias, de acuerdo con sus casas paternas. 35 A partir de treinta años de edad en adelante, hasta cincuenta años, todos los que vienen a la legión para el trabajo de la Tienda de la Reunión. 36 Sus cómputos, de acuerdo con sus familias, fueron dos mil setecientos cincuenta. 37 Éstos son los cómputos de las familias kehatitas, todos los que trabajan en la Tienda de la Reunión, a los que censaron Moshé (Moisés) y Aarón, según la orden de El Eterno, bajo la autoridad de Moshé (Moisés). (2º DÍA/2ª ALIÁ) 38 La cuenta de los hijos de Gershon según sus familias y de acuerdo con sus casas paternas: 39 a partir de treinta años de edad en adelante hasta cincuenta años de edad, todos los que vienen a la legión para el trabajo de la Tienda de la Reunión. 40 Sus cómputos según sus familias, de acuerdo con sus casas paternas, fueron dos mil seiscientos treinta. 41 Éstos son los cómputos de las familias de los hijos de Gershon, todos los que trabajan en la Tienda de la Reunión, a los que censaron Moshé (Moisés) y Aarón, según la orden de El Eterno. 42 El cómputo de las familias de los hijos de Merari, según sus familias, y de acuerdo con sus casas paternas, 43 a partir de treinta años de edad en adelante hasta cincuenta años de edad, todos los que vienen a la legión, para el trabajo de la Tienda de la Reunión. 44 Sus cómputos según sus familias fueron tres mil doscientos. 45 Éstos fueron los cómputos de las familias de los hijos de Merari, a los que censaron Moshé (Moisés) y Aarón, por orden de El Eterno, a través de Moshé (Moisés). 46 Todos los censados de los levitas, a los que censaron Moshé (Moisés) y Aarón y los líderes de Israel, según sus familias y según sus casas paternas, 47 a partir de treinta años de edad en adelante hasta cincuenta años de edad, todos los que vienen a realizar el trabajo del servicio y el trabajo de carga de la Tienda de la Reunión. 48 Sus cómputos fueron ocho mil quinientos ochenta. 49 Los censó Moshé (Moisés) por orden de El Eterno, cada hombre sobre su trabajo y sobre su carga; y su cómputo fue tal como El Eterno le había ordenado a Moshé (Moisés). (3ER DÍA/3ª ALIÁ)
5
- 1 El Eterno habló a Moshé (Moisés), diciendo: 2 «Ordena a los Hijos de Israel que expulsen del campamento a toda persona con lepra, todo el que haya tenido una emisión de flujo, y todo el que se haya impurificado con un cadáver humano. 3 Tanto hombre como mujer los expulsarás, afuera del campamento los expulsarás, para que no impurifiquen los campamentos entre los que Yo habito». 4 Los Hijos de Israel así lo hicieron. Los expulsaron afuera del campamento, tal como El Eterno le había dicho a Moshé (Moisés), así hicieron los Hijos de Israel. 5 El Eterno habló a Moshé (Moisés), diciendo: 6 «Háblales a los Hijos de Israel: el hombre o la mujer que cometa cualquiera de los pecados del hombre, cometiendo traición hacia El Eterno, esa persona se hará culpable, 7 confesará el pecado que cometió; restituirá por su culpa la cantidad principal y le agregará su quinta parte, y se la dará a aquel a quien se le debe. 8 Si el hombre no tiene familiar al que pueda ser devuelta la deuda, la deuda que se devuelve es para El Eterno, para el sacerdote, además del carnero de expiación con el que procurará su expiación. 9 Y todas las porciones de cualesquiera de las cosas santas que sean traídas al sacerdote por los Hijos de Israel, será suya. 10 Las cosas santas del hombre serán del sacerdote, y lo que el hombre le da será suyo». (4º DÍA/4ª ALIÁ) 11 El Eterno habló a Moshé (Moisés), diciendo: 12 «Háblales a los Hijos de Israel y diles: todo hombre cuya mujer se descarriare y cometiere traición contra él, 13 y es posible que un hombre haya yacido con ella carnalmente, pero esto fue oculto a los ojos del marido, y ella se recluyó y pudo haber sido mancillada, pero no hay testigo en contra de ella, y ella no fue forzada; 14 y un espíritu de celos pasó sobre él y él advirtió a su mujer y ella se mancilló, o un espíritu de celos pasó sobre él y él advirtió a su mujer y ella no se mancilló. 15 El hombre traerá a su mujer al sacerdote y traerá una ofrenda para ella, un décimo de efá de harina de cebada; no verterá aceite sobre ella ni colocará incienso sobre ella, pues es una ofrenda vegetal de celos, una ofrenda vegetal de recordación, un recordatorio de la iniquidad. 16 El sacerdote la acercará y hará que se pare ante El Eterno. 17 El sacerdote tomará agua sagrada dentro de una vasija de barro y el sacerdote tomará un poco de la tierra que hay en el suelo del Tabernáculo y la colocará en el agua. 18 El sacerdote hará que la mujer se pare ante El Eterno y descubrirá la cabeza de la mujer, y sobre sus palmas (de ella) colocará la ofrenda vegetal de recordación, es una ofrenda vegetal de celos, y en la mano del sacerdote estarán las aguas amargas que causan maldición. 19 El sacerdote la hará jurar y le dirá a la mujer: Si un hombre no ha yacido contigo y no te has descarriado mancillándote con alguien que no es tu marido, entonces serás inocente de estas aguas amargas que causan maldición. 20 Pero si te has descarriado con otro hombre que no es tu marido y te has mancillado, y un hombre que no es tu marido ha yacido contigo, 21 el sacerdote hará jurar a la mujer con el juramento de la maldición, y le dirá a la mujer: «Que El Eterno te pronuncie como maldición y como juramento en medio de tu pueblo, cuando El Eterno haga que tu muslo se desplome y tu estómago se distienda. 22 Estas aguas que causan maldición entrarán en tus entrañas para hacer que el estómago se distienda y el muslo se desplome. Y la mujer responderá: «Amén, amén». 23 El sacerdote escribirá estas maldiciones en un libro y las borrará con las aguas amargas. 24 Dará de beber a la mujer de las aguas amargas que causan maldición; las aguas de maldición entrarán en ella y se volverán amargas. 25 El sacerdote tomará la ofrenda vegetal de celos de la mano de la mujer; agitará la ofrenda vegetal ante El Eterno, y la ofrecerá sobre el Altar. 26 El sacerdote tomará un puñado de la ofrenda vegetal de recordación y la quemará en el Altar tras lo cual hará que la mujer beba el agua. 27 Hará que ella beba el agua, y ocurrirá que si ella se mancilló y traicionó a su marido, las aguas que causan maldición entrarán en ella para amargura y su estómago se distenderá, y su muslo se desplomará, y la mujer se transformará en una maldición en medio de su pueblo. 28 Pero si la mujer no se mancilló y es pura, entonces se demostrará que es pura y dará simiente. 29 Ésta es la ley de los celos, cuando una mujer se descarriare con otro hombre que no es su marido y se impurificare; 30 o del hombre sobre el que pasa un espíritu de celos y advierte a su mujer, y hace que su mujer se pare ante El Eterno; entonces el sacerdote realizará para ella toda esta ley. 31 El hombre será inocente de iniquidad, mas la mujer cargará con su iniquidad».
6
- 1 El Eterno habló a Moshé (Moisés), diciendo: «2 Háblales a los Hijos de Israel y diles: el hombre o la mujer que se apartare haciendo un voto nazareno de abstinencia para El Eterno; 3 de vino nuevo o añejo se abstendrá y no beberá vinagre de vino nuevo ni vinagre de vino añejo; nada en lo que se hayan remojado uvas beberá, ni comerá uvas frescas ni secas. 4 Todos los días de su abstinencia, nada que haya sido hecho con uvas de vino, ni siquiera las semillas o la piel, comerá. 5 Todos los días de su voto nazareno la navaja no pasará por su cabeza, hasta que se completen los días en que será nazareno para El Eterno; santo será, su cabellera dejará crecer. 6 Todos los días de su abstinencia para El Eterno no se acercará a una persona muerta. 7 Por su padre o por su madre, por su hermano o por su hermana, no se impurificará por ellos en su muerte, pues la corona de Dios está sobre su cabeza. 8 Todos los días de su abstinencia él es santo para El Eterno.
9 Si una persona muriere cerca de él repentinamente, e impurificare su cabeza nazarena, se rapará la cabeza el día que se purifique; al séptimo día se la rapará. 10 Al octavo día traerá dos tórtolas o dos pichones de paloma al sacerdote, a la entrada de la Tienda de la Reunión. 11 El sacerdote ofrendará uno como sacrificio expiatorio y uno como ofrenda ígnea, y le procurará la expiación por haber pecado por la persona muerta; y consagrará su cabeza ese día. 12 Le consagrará a El Eterno los días de su abstinencia y traerá una oveja en su primer año por ofrenda de culpa; los primeros días quedarán invalidados pues su abstinencia se impurificó. 13 Ésta será la ley del nazareno: el día que se complete su abstinencia, se presentará en la entrada de la Tienda de la Reunión. 14 Traerá su ofrenda a El Eterno: una oveja sin mácula en su primer año como ofrenda ígnea, una oveja hembra en su primer año como sacrificio expiatorio, y un carnero sin mácula como ofrenda de paz; 15 un cesto de panes ázimos: panes de sémola mezclada con aceite y obleas ázimas untadas con aceite; y sus ofrendas vegetales y sus libaciones. 16 El sacerdote se acercará a El Eterno y realizará el servicio de su sacrificio expiatorio y su ofrenda ígnea. 17 Hará con el carnero una ofrenda festiva de paz para El Eterno con el cesto de panes ázimos, y el sacerdote hará su ofrenda vegetal y su libación. 18 En la entrada de la Tienda de la Reunión el nazareno rapará su cabeza nazarena; tomará el cabello de su cabeza nazarena y lo colocará sobre el fuego que hay debajo de la ofrenda festiva de paz. 19 El sacerdote tomará la pata delantera superior cocida del carnero, un pan ázimo del cesto y una oblea ázima, y los colocará sobre las palmas del nazareno después de que se haya rapado su cabello nazareno. 20 El sacerdote los agitará como un servicio de agitación ante El Eterno; será santo para el sacerdote, además del pecho de la agitación y el muslo de la elevación; luego el nazareno podrá beber vino. 21 Ésta es la ley del nazareno que hiciere voto de su ofrenda a El Eterno por su abstinencia, además de lo que puede adquirir, según el voto que hiciere, así hará en adición a la ley de abstinencia». 22 El Eterno habló a Moshé (Moisés), diciendo: 23 «Háblales a Aarón y a sus hijos, diciendo: Así bendeciréis a los Hijos de Israel, diciéndoles: 24 Que El Eterno te bendiga y te guarde. 25 Que El Eterno ilumine Su rostro para ti y te otorgue Su gracia. 26 Que El Eterno eleve Su rostro hacia ti y establezca para ti la paz. 27 Que pongan Mi Nombre sobre los Hijos de Israel y Yo los bendeciré». (5º DÍA/5ª ALIÁ)
7
- 1 Ocurrió que, en el día que Moshé (Moisés) acabó de erigir el Tabernáculo, lo ungió santificándolo junto con todos sus utensilios, y también el Altar y todos sus utensilios los ungió y los santificó. 2 Los líderes de Israel, las cabezas de sus casas paternas, trajeron ofrendas; eran los líderes de las tribus, eran los que están presentes en los censos. 3 Ellos trajeron su ofrenda ante El Eterno: seis carros cubiertos y doce bueyes; un carro por cada dos líderes y un buey por cada uno, y los trajeron ante el Tabernáculo. 4 El Eterno le dijo a Moshé (Moisés), diciendo: 5 «Toma de ellos y serán para realizar el trabajo de la Tienda de la Reunión; se los darás a los levitas, cada hombre según su trabajo». 6 Moshé (Moisés) tomó los carros y los bueyes y se los dio a los levitas. 7 Dos de los carros y cuatro de los bueyes se los entregó a los hijos de Gershon, en conformidad con su trabajo. 8 Y cuatro de los carros y ocho de los bueyes se los dio a los hijos de Merari, en conformidad con su trabajo, bajo la autoridad de Itamar, hijo de Aarón el Sacerdote. 9 Y a los hijos de Kehat no les dio; pues el servicio sagrado estaba sobre ellos, transportaban sobre los hombros. 10 Entonces los líderes acercaron ofrendas para la consagración del Altar el día que fue ungido, y los líderes trajeron su ofrenda ante el Altar. 11 El Eterno le dijo a Moshé (Moisés): «Un líder cada día, un líder cada día traerá su ofrenda para la consagración del Altar». 12 El que trajo su ofrenda el primer día fue Najshon, hijo de Aminadab, de la tribu de Iehuda (Judá). 13 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos, y una vasija de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 14 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 15 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 16 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 17 y como ofrenda festiva de paz: dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Najshon, hijo de Aminadab. 18 El segundo día trajo su ofrenda Netanel, hijo de Tzuar, líder de Isajar (Isacar). 19 Él trajo su ofrenda: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 20 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 21 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 22 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 23 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Netanel, hijo de Tzuar. 24 El tercer día, el líder de los hijos de Zebulun (Zabulón): Eliab, hijo de Jelon. 25 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 26 un cucharón de oro lleno de diez siclos de incienso; 27 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 28 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 29 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Eliab, hijo de Jelón. 30 El cuarto día el líder de los hijos de Reuben (Rubén): Elitzur, hijo de Shedeur. 31 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 32 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 33 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 34 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 35 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Elitzur, hijo de Shedeur. 36 El quinto día, el líder de los hijos de Shimon (Simeón): Shelumiel, hijo de Tzurishadai. 37 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 38 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 39 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 40 un macho cabrío como sacrificio expiatorio; 41 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Shelumiel, hijo de Tzurishadai. (6º DÍA/6ª ALIÁ) 42 El sexto día, el líder de la tribu de Gad: Eliasaf, hijo de Deuel. 43 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 44 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 45 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 46 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 47 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Eliasaf, hijo de Deuel. 48 El séptimo día, el líder de los hijos de Efraim: Elishama, hijo de Amihud. 49 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 50 un cucharón de oro de diez siclos llenos de incienso; 51 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 52 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 53 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Elishama, hijo de Amihud. 54 El octavo día, el líder de los hijos de Menashe: Gamliel, hijo de Pedatzur. 55 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 56 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 57 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 58 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 59 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Gamliel, hijo de Pedatzur. 60 El noveno día, el líder de los hijos de Biniamin (Benjamín): Abidan, hijo de Gideoni. 61 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 62 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 63 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 64 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 65 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Abidan, hijo de Gideoni. 66 El décimo día, el líder de los hijos de Dan: Ajiezer, hijo de Amishadai. 67 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 68 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 69 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 70 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 71 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Ajiezer, hijo de Amishadai. (7º DÍA/7ª ALIÁ) 72 El undécimo día, el líder de los hijos de Asher: Paguiel, hijo de Ojran. 73 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 74 un cucharón de oro de diez siclos lleno de incienso; 75 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 76 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 77 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Paguiel, hijo de Ojran.78 El duodécimo día, el líder de los hijos de Naftali (Neftalí): Ajira, hijo de Enan. 79 Su ofrenda era: un tazón de plata, con un peso de ciento treinta siclos; y una vasija de plata de setenta siclos del siclo sagrado; ambos repletos de sémola mezclada con aceite, como ofrenda vegetal; 80 un cucharón de oro de diez siclos llenos de incienso; 81 un toro joven, un carnero, una oveja en su primer año, como ofrenda ígnea; 82 un macho cabrío, como sacrificio expiatorio; 83 y como ofrenda festiva de paz, dos vacunos, cinco carneros, cinco machos cabríos, cinco ovejas en su primer año: ésta es la ofrenda de Ajira, hijo de Enan. 84 Ésta fue la consagración del Altar, el día que fue ungido por los líderes de Israel: doce tazones de plata, doce vasijas de plata, doce cucharones de oro; 85 cada tazón era de ciento treinta siclos de plata, y cada vasija era de setenta; toda la plata de los utensilios era dos mil cuatrocientos del siclo sagrado. 86 Doce cucharones de oro llenos de incienso, cada cucharón era de diez siclos sagrados; todo el oro de los cucharones era ciento veinte (siclos). (MAFTIR) 87 Todo el ganado para la ofrenda ígnea era: doce toros, doce carneros, doce ovejas en su primer año, con sus ofrendas vegetales; y doce machos cabríos como sacrificios expiatorios. 88 Todo el ganado para la ofrenda festiva de paz era: veinticuatro toros, sesenta carneros, sesenta machos cabríos, sesenta ovejas en su primer año: ésta fue la consagración del Altar después de que fue ungido. 89 Cuando Moshé (Moisés) llegó a la Tienda de la Reunión para hablar con Él, oyó que la Voz le hablaba desde arriba de la Cubierta que estaba sobre el Arca del Testimonio, de entre los dos querubines, y Él le habló.